Si Pudiese Cambiar La Imagen Que Tengo De Mí Mismo

Aunque vivimos una era en la que estamos superconectados y que pareciese que el mundo y toda la información estuviesen concentrados en dispositivos portátiles que caben en la palma de nuestras manos, esa constante conexión que, para algunos se ha vuelto adictiva, según estudios, está afectando negativamente nuestras formas de interacción social y, en muchos casos, creando en muchas personas imágenes tergiversadas de su mundo y, lo más preocupante, de sí mismas

¿Quieres saber más? Lee mi nuevo blog, “Si Pudiese Cambiar La Imagen Que Tengo De Mí Mismo”

Y Como siempre, gracias por leerme.

El Vacío del Éxito

Quizá como nos pasa a muchos, al ver los reportajes de deportistas como Cristino Ronaldo o Neymar, me obnubilo con el ultimo avión privado que adquirieron o la isla privada en la que pasaron sus últimas vacaciones.  Al ver sus logros y fortunas, y pensando como lo haría un adolescente, me pregunto, quien no desearía soltar los libros, dejar la escuela, correr detrás de un balón o dar un smash con la raqueta, y facturar millones.

No obstante, últimamente, me resulta difícil creer que aquellas figuras, en ocasiones, idealizadas por muchos de nosotros, realmente, disfrutan del dinero, los logros y la fama que rodean sus vidas.

¿Quieres saber más? Lee mi nuevo blog, “El Vacío del Éxito”

Y como siempre, gracias por leerme.

Photo by https://www.tennisworldusa.org

El Valor del Silencio

No recuerdo cuanto llevaba sin experimentar esa agradable sensación de callar mis pensamientos y no preocuparme por todo, ya sea el dinero, el trabajo, las ilusiones y bueno, nuestra preocupación actual, la pandemia.  Quizás sea el modernismo o el estilo de vida que hemos desarrollado, pero es que pensar en detenerse y tomar unos minutos para respirar pausada y profundamente más que un acto normal de nuestro cuerpo, se ha ido convertido en un lujo, que quizá, tan solo, encontramos en costosos talleres de superación personal.

¿Quieres saber más? Lee mi nuevo blog, «El Valor del Silencio”

Y Como siempre, gracias por leerme.